Seguros

Enfermedades infecciosas transmitidas a través del agua

El agua es el elemento de la naturaleza imprescindible para el mantenimiento de la vida de cualquier ser vivo. El hombre como ser vivo desarrollado, no solo consume agua para el mantenimiento de su propia homeostasis sino que también la consume para otros usos, que van desde la propia higiene personal a su empleo con fines culinarios, deportivos, agrícolas, industriales, etc.

 

Si bien es cierto que un agua saludable es apta para cualquier uso, debemos extremar las condiciones de salubridad para aquella que destinamos a nuestro uso personal, pues lo contrario puede devenir en enfermedad. Así, La Organización Mundial de la Salud estima en más de 1,5 millones de fallecimientos cada año por enfermedades infecciosas transmitidas por agua en mal estado. Naturalmente estas cifras hacen referencia sobre todo al Tercer Mundo, al que, no lo olvidemos, viajamos cada vez con más frecuencia y afortunadamente, cada vez más instruidos, gracias a las “guías para viajeros” y otros medios divulgativos. Los riesgos para la salud más comunes relacionados con el agua de consumo son los derivados de enfermedades por ingestión, inhalación de gotículas (Legionela) o contacto con agua de consumo.

 

Las enfermedades infecciosas así transmitidas pueden ser ocasionadas por diferentes agentes patógenos, tales como: bacterias (Salmonela, Shygella, Yersinia, E Coli), virus (hepatitis A y E) y algunos parásitos, y helmintos, siendo las bacterias y los virus los más frecuentes en nuestro medio. A su vez, la transmisión por el agua de consumo es sólo uno de los vehículos de transmisión de los agentes patógenos transmitidos por la vía fecal-oral. Pueden ser también vehículo de transmisión los alimentos contaminados, las manos, los utensilios y la ropa, sobre todo, cuando el saneamiento e higiene domésticos son deficientes. Para reducir la transmisión de enfermedades por la vía fecal–oral es importante mejorar la calidad del agua y su disponibilidad, así como los sistemas de eliminación de excrementos y la higiene general.

 

En razón a la brevedad del texto nos centraremos en los aspectos comunes y más prácticos de aquellas infecciones en nuestro medio, cuya puerta de entrada es la vía oral. Así, la penetración en el tubo digestivo de estos patógenos o sus toxinas, origina una clínica más o menos florida dependiendo de la cantidad de gérmenes inoculados y del estado inmunitario del paciente, que consistirá en un cuadro clínico de dolor abdominal, fiebre, vómitos y, con frecuencia, diarrea acuosa que, si se prolonga en el tiempo, deshidrata al paciente y puede conducirle a tener fallo renal u otras complicaciones. El clínico, en estas circunstancias, recomendará la toma de una muestra de heces que se enviará pronto al laboratorio para su procesamiento y cultivo en medios adecuados con el fin de detectar el agente causal. Al mismo tiempo aconsejará al paciente tomar las medidas conducentes para que siga una pauta de hidratación vigorosa con compuestos caseros tipo “limonada alcalina” o con compuestos comerciales como “suero oral”, con los que compensar las pérdidas de líquidos. Sólo su médico, después de una correcta valoración, podrá en todo caso, aconsejar otras medidas de tipo higiénico (aislamiento) o de carácter farmacológico, así como otras exploraciones conducentes a conocer la situación clínica en que se encuentra el paciente. No obstante, lo dicho, el objetivo en las enfermedades de transmisión por el agua debe centrarse en la prevención y en esta labor deben de estar implicados tanto los organismos públicos como la propia persona a través de una buena educación sanitaria.

 

 

Servicios Médicos ASSSA

 

ASSSA Seguros de Salud

 

La información publicada en este medio no sustituye ni complementa en modo alguno la atención directa de un médico, ni su diagnóstico, ni el tratamiento que prescriba; tampoco debe utilizarse para el autodiagnóstico.

El uso que haga el lector de este servicio se realiza bajo su exclusiva responsabilidad.

ASSSA recomienda que para cualquier cuestión relacionada con su salud consulte siempre con un médico.

 

 

Volver

Enfermedades Respiratorias II

agosto 17, 2016 Salud

El asma es una enfermedad respiratoria crónica, inflamatoria y de etiología no del tod…

Tipos de Neumonía: Extrahospitalaria e Intrahospitalaria.

enero 21, 2016 Salud

La neumonía es una inflamación del parénquima pulmonar debida a un agente infec…

Hipoacusia en la tercera edad

enero 18, 2023 Salud

Denominamos Presbiacusia a la sordera natural que se va estableciendo progresivamente a causa del en…

ASSSA Magazine 33Ene - Jun 2024

ASSSA Magazine 32Jul - Dic 2023

ASSSA Magazine 31Ene - Jun 2023

ASSSA Magazine 30Jul - Dic 2022

Ver todas las revistas

Política de cookies Política de privacidad Aviso legal Desarrollado por Espira

    TE LLAMAMOS

    Rellena el formulario y te llamamos

    Llámanos al 965 200 106

    965 200 106

    Seleccione el idioma

    Escoja el idioma en el que quiere leer el blog

    Cerrar

    NOTA INFORMATIVA

    REGLAMENTO PARA LA DEFENSA DEL ASEGURADO DE ASSSA

    Este reglamento tiene por objeto regular el funcionamiento del Servicio de Atención al Cliente y del Defensor del Asegurado de ASSSA, así como las relaciones entre ambos. Se rige por la Ley 44/2002 de 22 de noviembre, de Medidas de Reforma del Sistema Financiero y por la Orden ECO 734/2004, de 11 de marzo, sobre los departamentos y servicios de atención al cliente de las entidades financieras.

    El Reglamento para la defensa del asegurado puede solicitarlo en la siguiente dirección de correo: sacquejasyreclamaciones@asssa.es.

    Cerrar

    Información sobre el cuadro médico dental

    EXCLUSIVAMENTE PARA ASEGURADOS QUE DISPONGAN DE PÓLIZA DENTAL

    Continuar